Ghosting

Hace un tipo se empezó a usar el término "Ghost" (fantasma) para hablar de cuando alguien te está ignorado. 

Sin embargo, es tiempo de que hablemos de lo que se siente el ser ignorado. 

Miles de veces he escuchado decir que "se está haciendo el interesante, por eso no me escribe", o en otros casos "pero, ¿qué le dije para que me dejara de hablar?".

Distintas formas de ver esta figura, pero empezaremos analizando las dos arriba mencionadas. 

¿Te está ignorando para hacerse el interesante? No lo sé, no lo sabes, no lo sabemos, pero sí hay que tener en cuenta que si alguien se puede alejar de ti de manera tan fácil es que no eres importante en su día a día. Quien quiere hablar contigo te busca, te manda mensajes, te llama; pone de su parte para estar en comunicación contigo. Pero, si le hablas y te ignora la mayoría del tiempo la respuesta es clara, AHÍ NO ES. 

Date la vuelta, agarra tu amor propio y no mendigues atención. 

Segundo caso. 

¿Qué le dijiste para que te haya dejado de hablar? Lo correcto sería preguntar si en algún momento se sintió ofendido o herido por tus palabras, pero en caso de que tú sientas que no cometiste ningún error, que fuiste tú mientras hablaban, es por decisión de esa persona alejarse de ti. Quizá no es personal, quizá no tiene ganas de hablar y eso es completamente válido. 

Cada persona se debe de hacer responsable de sus acciones para no transgredir a los demás, pero no somos responsables de cómo se sientan los demás con nuestras palabras. 

Si te está "ghosteando" no tiene nada que ver contigo, pero hay que aceptar la ruda realidad. Si alguien te ignora es porque no tiene interés en ti. 

Hay una frase que dice "todos tienen tiempo para lo que tienen ganas". 

Piénsalo.

Por: Nicole García Mendez

  • Compartir:

LA ESENCIA DE LA JUVENTUD PLASMADA EN LETRAS